Feeds:
Entrades
Comentaris

La periodista Nicola Hughes será una de las principales ponentes del #JPD14

Es joven pero ya ha pisado muchos terrenos.

Dice que se graduó en Periodismo cuando apenas había posibilidades de encontrar trabajo en un medio, pero ello no la desanimó y entró en la CNN.

Una vez en la gran casa vio que tenía poco margen de maniobra y empezó, en sus ratos libres, a formarse online, encuentros de hackers y en ScraperWiki donde la enseñaron a programar.

A partir de entonces, se ha colado en el departamento interactivo de  The Guardian y ahora en The Times.

Viene a las II Jornadas de Periodismo de Datos y Open Data (del 24 al 29 de abril en Barcelona), a inspirar a quiénes asistan a sus talleres, ‘para que vean la Web no como consumidores sino como creadores. Cualquier persona puede programar, sólo necesita entender el nuevo ecosistema en el que estamos’.

Para Hughes se nos abre un mundo de oportunidades, divertido y práctico, más democrático y más especializado a través de los datos. “Se necesita tiempo para hacer buen periodismo”.

Le planteo hacerle unas preguntas por skype unos días antes de su paso por Madrid y Barcelona. Lo que debía ser una breve conexión se convierte en una emocionante charla de más de media hora. Aquí, tan sólo un extracto.

¿Cómo crees que evolucionará el periodismo de datos en los próximos años?

El periodismo de datos está basado en la información que se encuentra en la Web y la estructura de ésta cambia rápidamente con todos los datos que corren ya por las redes sociales y las aplicaciones de diferentes plataformas. Piensa en la cantidad de vídeos que hay en YouTube: más de los que nadie es capaz de ver. Vamos a tener que repensar ¿Cómo estamos actuando en Internet? ¿Qué quiero aprender? ¿Cómo quiero comunicar?. Y las respuestas definirán el periodismo de los próximos años. Ya no va a ser el periodismo que editas, sino el que construyes, el que creas con visualizaciones de datos, mucho más poderoso, sobre todo en medios de comunicación locales. Un periodismo que sólo funcionará en medios muy flexibles, capaces de adaptarse en tiempo real y que sepan interactuar con las audiencias.

¿Cómo se entiende esta nueva disciplina en los medios internacionales? 

Sólo la entienden aquellos periodistas que trabajan con datos y en la Web. El futuro del periodismo es dispersar este conocimiento dentro de las redacciones. Permitir que se le saque más provecho, más rentabilidad a las investigaciones que llevan, en ocasiones, meses de trabajo. Un periodista puede ser muy bueno narrando historias. Pero ahora tiene la posibilidad de entender los datos, visualizarlos, analizarlos para extraer nuevas investigaciones con grupos de periodistas, diseñadores y programadores. Por esa línea, encontramos ejemplos como el extenso reportaje interactivo SnowFall del The New York Times, o Pro Publica que, además de periodismo de investigación, crea herramientas de crowdsourcing de manera que los ciudadanos pueden saber qué cantidad de dinero reciben sus doctores de las farmacéuticas, como en su reportaje Dollars for Docs.

Si tuvieras que poner una edad al periodismo de datos, ¿en qué momento estaríamos?

Lo situaría en el período cámbrico de la evolución de la Tierra, hace unos 542 millones de años. En aquel momento se produjo una explosión de vida. De repente, surgieron grupos de organismos inexistentes y perduraron a pesar de otras extinciones.

 Muchos tendrían una visión más pesimista de la situación, debido a la crisis o a la falta de un modelo económico rentable para los medios

Los medios iniciaron su recesión con la entrada de empresas como Facebook y Google que aniquiló toda su publicidad. Después de una masiva extinción como la que hemos vivido (o estamos viviendo), entraremos en un período donde se van a desarrollar nuevas formas de periodismo, será un momento de experimentación. Después se competirá de nuevo y vendrá una nueva extinción. Pero todavía estamos en el período cámbrico, donde las redes sociales nos mostraron el camino de un nuevo ecosistema, un nuevo paisaje informativo y comunicativo. El entorno está cambiando de nuevo, porque ya hay muchos que trabajan con estadística, datos, visualizaciones, programando código. Para sobrevivir dependerá mucho del modelo de negocio de cada organización o proyecto. Quizás debamos mirar más a fundaciones que colaboran para que el periodismo de investigación y de datos salga adelante y no tanto a las grandes cabeceras mediáticas. Se ha acabado entender el periodismo únicamente como escribir, imprimir y distribuir diarios.

Has mencionado The New York Times y Pro Publica como ejemplos de buen periodismo. ¿Podrías poner citar otros medios que estén en la misma línea?

Sí, pero me decanto más por fundaciones como la norteamericana Sunlight. Es una organización en defensa de la democracia, con miembros muy implicados con el gobierno local, en favor de la transparencia de la información. Los periodistas deben involucrarse más con este tipo de fundaciones porque son una nueva fuente de información. Muchas historias surgen de las peticiones que los ciudadanos hacen al gobierno para obtener datos. Como periodistas estaríamos más conectados a los ciudadanos. Ya no somos los únicos que tenemos la información ni los únicos que la podemos explicar. Asociaciones como Open Knowledge Foundation o My Society me inspiran más que no los medios actuales, con sus esquemas obsoletos de funcionamiento. Los periodistas jóvenes debieran probar estas otras vías antes de aspirar únicamente a entrar a la redacción de un diario, una radio o una televisión. 

Es una buena respuesta para los cientos de periodistas en España que han salido de las redacciones a causa de la crisis.

Yo estaba trabajando a media jornada para la CNN pero realmente tenía pocas oportunidades de producir, de aprender. Así que por mi cuenta empecé a ir a encuentros de Hacks/Hackers y hacer cursos gratuitos de diseño de visualización. Encontré muchos recursos online para continuar. Un día decidí dejar la CNN y aprender a programar a través de la organización ScraperWiki. Tenía claro que esa era el futuro. Después conseguí una beca por la Mozilla Knight Foundationn y entré en The Guardian. Estamos en una revolución y hay que darse cuenta que el entorno ya no es más el de los medios sino el de la Web. Quién mejor se maneje con las herramientas digitales, sobrevivirá.

Tu también estás en el equipo de Chicas Poderosas que lidera Mariana Santos. Cuéntame cómo es tu experiencia al formar a otros periodistas de redacciones de Latinoamérica.

Me gusta enseñar porque me da una nueva perspectiva de lo que hago y porque me siento en deuda con aquellos que un día me enseñaron a mi. Es interesante ver cómo hay quejas en otros medios por la mala conexión de Internet, falta de recursos digitales, etc. Las organizaciones de los medios tienen que cambiar para avanzar. Si hay pocos periodistas, van estresados y sólo pueden copiar y enganchar noticias de agencias ¿qué clase de periodismo es ese? Cuando nos fijamos en el The New York Times y nos maravillamos de sus reportajes es porque en la dirección del departamento de Interactivos hay alguien que entiende de datos, de programación, de investigación, que conoce organizaciones como la Sunlight Foundation y que está al corriente de la innovación. Se necesita tiempo para hacer buen periodismo.

¿Y enseñas a programar?

Es difícil porque a los periodistas nos cuesta entrar en el código. Enseño el manejo de algunas herramientas gratuitas. Con Chicas Poderosas explicamos todo lo que se puede hacer con datos. En América Latina tienen una cultura diferente. Las audiencias son muy participativas a través de las redes sociales, aunque muchas veces los periodistas se juegan la vida. Las mujeres allá son muy fuertes, nada las para, se ayudan entre ellas. Es fantástico.

Por último, ¿cuál es exactamente tu trabajo en The Times?

Somos un equipo de datos pequeño, de tres personas integrado en la redacción con el resto de periodistas. Hemos empezado hace menos de un año. Por un lado, está la ‘editora de datos’ que trabaja en The Times desde hace mucho y conoce a la perfección el funcionamiento del medio. En el equipo también hay un especialista en estadísticas y yo, que programo. Algunas veces vienen los periodistas a preguntarnos si podemos hacer esto o aquello, otras generamos ideas a partir de los datos. Hacemos ‘Data-driven journalism’, que consiste más en programar e investigar a partir de los datos. No trabajamos con notas de prensa, ni noticias generales. Sino con grandes cantidades de datos, difíciles de acceder. Suelo hacer ‘scraping’ (rascar datos de una web), construir bases de datos, convertir PDFs en formatos accesibles, limpiar y depurar datos, trabajar con APIs, scripts, etc. No escribo historias sino que nos centramos en las investigaciones de largo recorrido. En ese sentido, recuperamos el viejo periodismo, madurando a fuego lento las historias.

(Artículo escrito para el CCCBLab)

Cuando el bloguero Nate Silver predijo, en la última campaña electoral norteamericana, que Obama tenía un 90,9% de probabilidades de vencer al ex gobernador de Massachusetts, Mitt Romney, los principales diarios del país se le echaron encima.

Este joven estadístico, de 32 años, sin ningún peso en el ámbito político, mantuvo su pronóstico durante todo el ciclo electoral de 2012 y acabó acertando en cada uno de los 50 estados.

¿Cómo pudo hacerlo? Simple: se dedicó a observar los datos. Recogió información básica de los votantes, procedencia, sexo, situación laboral y creó un algoritmo que le permitió demostrar la predicción.

Tras confirmar su acierto, fue fichado por The New York Times. Hoy dirige su propio medio, Fivethirtyeight, especializado en el periodismo de datos.

Durante la próxima década vamos a estar con los datos hasta el cuello. Vivimos en un mundo digital donde cualquier hecho, ahora más que nunca, es descrito con números. A lo grande, podemos pensar en cambios sociales, políticos, económicos o en transformaciones urbanas. Podemos pensar en el hambre, la pobreza o la riqueza de la población mundial. A lo chico, en la tasa de paro, la estafa de un gobernante, el café que consume una familia o los pasos que recorre usted diariamente.

Lo queramos o no, los datos están aquí y han llegado para quedarse. Ante este panorama, lo mejor es empezar a desenmascararlos, analizarlos y extraerles el jugo necesario para entender nuestro entorno y actuar en consecuencia.

II JORNADAS DE PERIODISMO DE DATOS Y OPEN DATA (#JPD14)

Dice la periodista del rotativo británico The Times, Nicola Hughes, que estamos en el «período cámbrico» del periodismo. «Haciendo un paralelismo con la evolución de la Tierra, nos encontramos en un momento explosivo de proyectos y de oportunidades para experimentar, caracterizado por el uso de la estadística, el código de programación, los datos, las visualizaciones y las nuevas narrativas. Después llegará un período donde todos competiremos y, por último, vendrá una era de extinciones. Sobrevivirá el que esté mejor adaptado».

Hughes cambió la palabra por el código. En 2011, dejó la CNN para aprender programación en la start-upScraperWiki. «Mis padres no llegaban a entender lo que estaba haciendo, pero el tiempo me ha dado la razón». Dataminer, como es conocida en Internet, fue una de las becarias de la Knight Mozilla Open News y aterrizó en el departamento de Interactivos de The Guardian, donde experimentó con el incipiente periodismo de datos europeo. Pasó por el Centre for Investigative Journalism y ahora ya no hay quién la pare.

Dataminer forma parte, además, del equipo de Chicas poderosas, una organización que recorre las redacciones de América Latina para empoderar a las periodistas con la tecnología. Quién lo lidera es la diseñadora de datos Mariana Santos. Actualmente trabaja para el Knight International Journalism en Costa Rica como Interactive Visual Storyteller. «El nombre de Chicas Poderosas suena en femenino pero no es exclusivista. Enseñamos código, scraping (la técnica de rascar datos de las páginas web), análisis de datos y visualización».

Como Nicola Hughes, Santos también pasó por el departamento de Interactivos del The Guardian, cuando tenían entre manos el caso Wikileaks. «Allí aprendí todo lo que sé y ahora me siento obligada a traspasar ese conocimiento a otros profesionales». El proyecto Chicas Poderosas empezó el año pasado de manera experimental y ya ha recorrido México, Chile, Argentina, Colombia, Venezuela y Costa Rica. «La situación política de algunos países de América Latina hace difícil y complicada la tarea de informar. Muchos periodistas son perseguidos, censurados, torturados o asesinados. Si tienen la capacidad de explicar lo que está ocurriendo, con narrativas visuales y datos ganan poder», añade Santos.

offshoreleaks

Web del proyecto Offshore Leaks. Fuente: ICIJ.

Mar Cabra, periodista de investigación y de datos, tiene una evolución similar a la de Hughes y Santos. Hace unos años tuvo la oportunidad de cursar una beca Fullbright en Estados Unidos y entró en contacto con el periodismo de datos. Desde 2011 trabaja para el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación(ICIJ) como Data Research Manager, sumergida en los 2,5 millones de documentos de la filtración que el ICIJ recibió sobre paraísos fiscales: Secrecy for Sale: Inside the Global Offshore Money. Durante año y medio, 86 periodistas de 46 países se dedicaron a analizar 130.000 nombres, 12.000 intermediarios y unas 22.000 empresas implicadas en transacciones económicas ilícitas.

Otro perfil interesante a descubrir es el de la programadora y hacker activista Gabriela Rodríguez, que actualmente forma parte del equipo internacional de Knight-Mozilla Fellows, un grupo de informáticos e ingenieros que durante diez meses se cuela en redacciones de todo el mundo para revolucionar la manera de explicar historias. «Como programadora, es un lujo trabajar con periodistas porque surgen nuevas ideas no pensadas por nosotros, los desarrolladores». Rodríguez es, además, cofundadora de la organización sin ánimo de lucro Data, que trabaja con datos abiertos y a favor de la transparencia de la información en América Latina. «El periodismo de datos está teniendo auge porque hay periodistas que se han convertido en programadores, han tenido coraje de cruzar la línea de lo desconocido tecnológicamente».

Nicola Hughes, Mariana Santos, Mar Cabra y Gabriela Rodríguez serán algunas de las ponentes principales de las II Jornadas de Periodismo de Datos y Open Data, que se celebrarán en Barcelona, Madrid y Almería, del 22 al 28 de abril de 2014.

Después del éxito de 2013, el evento regresa con un programa de lujo. Los expertos del#JPD14 nos explicarán cómo siendo periodista se puede trabajar con código, cómo crear visualizaciones interactivas o cómo se lidera un proyecto de «puertas giratorias» para entender en qué manos se concentra el poder en España.

El Centro de Cultura Contemporánea acogerá, el viernes 25, todo un día de conferencias, debates, mesas redondas dedicadas a explorar el trabajo con datos. Nos acompañarán también expertos nacionales como los periodistas Juan Francisco Caro (Extremadura Data) o Jesús Escudero (El Confidencial)o los programadores David Cabo (Quién Manda) y Óscar Marín (Outliers), entre muchos otros.

El Meet-Up Data+Moritz será el momento ideal para mezclarnos, presentar proyectos de periodismo de datos locales con una cerveza en la mano, y proyectar nuevas ideas.

Si en la edición anterior el evento fue una introducción a esta nueva disciplina del periodismo, este año damos un paso adelante para meter directamente las manos en los datos. Durante todo el fin de semana, la Facultad de Comunicación Blanquerna será el escenario de talleres para aprender el uso de herramientas digitales que permiten visualizar datos, convertirlos y programar código para sacarle un mayor rendimiento.

El #JPD14 –organizado por el grupo español de la Open Knowledge Foundation– aspira a convertirse en cita anual de referencia, igual que ya ocurre en otras ciudades europeas.

¡SE ACERCA UNA NUEVA REVOLUCIÓN!

Siempre hemos estado rodeados de datos, pero ahora la tecnología nos da la mano para que sea más fácil entender el mundo de los números, todavía opaco para muchos.

Según el filósofo Pierre Lévy, Internet ha aumentado la inteligencia colectiva humana, porque ahora está permanentemente conectada, valorizada y regenerada en tiempo real.

Este «antropólogo del ciberespacio» –pionero en el estudio de las implicaciones de Internet en el ámbito cultural y social– estudia, a través de algoritmos, cómo crece esta inteligencia global. «La masa de datos disponible en Internet todavía es analizada, transformada y explotada por gobiernos, laboratorios científicos y grandes compañías», explica Pierre Lévy.

El gran reto ahora es democratizar ese procesamiento de datos, que los ciudadanos seamos capaces de entender el potencial del Big Data y lo utilicemos para nuestros propios intereses.

jornadespdd

I Jornadas de Periodismo de Datos y Open Data, 2013. Fuente: CCCB.

«Entender los datos va a formar parte de la alfabetización digital de los próximos años», apunta la hackeractivista Gabriela Rodríguez. «En el momento en que los ciudadanos sepamos leer código y los datos podremos, por fin, tomar decisiones propias y pedir a los gobiernos que rindan cuentas sobre sus acciones».

Con el objetivo de democratizar el procesamiento de los datos, se programa en el CCCB, de mayo a octubre,Big Bang Data, una macroexposición que se adentra en el fenómeno de la explosión de datos en el que estamos inmersos. Desde las artes, la política, la investigación, la innovación y la participación, se explorarán terrenos nuevos a través de debates, talleres, programas educativos y encuentros de comunidades locales.

Si hace un par de años etiquetas como Big Data, Open Data o Small Data nos podían sonar a chino, hoy ya nos suenan a tecnología. Mañana flotaremos entre números y nos sentiremos como peces en el agua con esta terminología.

Si no… tiempo al tiempo.

53789Las II Jornadas de Periodismo de Datos y Open Data  se celebrarán simultáneamente en tres ciudades diferentes: Madrid, Barcelona y Almería!!

Coincidiendo con el evento, presentarán la ‘Iniciativa de Datos Abiertos de Almería’, promovida por la Asociación de Periodistas y la comunidad Hacklab de la provincia. Ambos colectivos se han aliado para despertar la inquietud colectiva y poner en práctica las disciplinas del periodismo de datos, la transparencia institucional y los datos abiertos trabajando por su desarrollo, publicación y consumo.

** Apúntate ya a los talleres del fin de semana. En Barcelona, serán impartidos por los expertos internacionales y nacionales de primera línea. Una ocasión única para aprender de los mejores profesionales en datos!. Hemos abierto el registro a talleres individuales: 10 euros x taller; 8 euros para miembros de la OKFN (aprovecha, y hazte socio durante las #JPD14).

¡Ah! Si eres estudiante o profesional en paro solicita una beca y participa como voluntario de las jornadas. Ofrecemos:

  • 10 entradas gratis para Barcelona.
  • 5 bolsas de viaje de hasta 150 euros para ir a Madrid o Barcelona.becas-600x300

A cambio, te proponemos participar como voluntario de las jornadas que nos ayudes a contar al mundo todo lo que está a pasando, ya sea escribiendo notas, tuiteando, grabando en vídeo o cualquier otra forma de difusión de las jornadas.

¿Qué tienes que hacer para optar a ellos? Muy fácil, responde este formulario.

Favoreceremos especialmente los perfiles de estudiantes y profesionales en paro.

Puedes inscribirte hasta el domingo 20 de abril. Nos pondremos en contacto contigo el lunes 21, para informarte si eres uno de los afortunados.

¡Suerte!

 

 

 

 

Ja ho tenim gairebé tot a punt per celebrar les #JPD14.

Tal com us vam anunciar, a la darrere sessió de periodisme de dades del CCCB, ja tenim aquí una nova edició de les Jornades de Periodisme de Dades i Open Data.

Reserva’t la data:

Del 24 al 27 d’abril, i se celebraran de manera simultània a Barcelona, Madrid i Almeria, amb un cartell de luxe.

Els noms de Mariana SantosNicola Hughes, Gabriela Rodríguez,  David CaboMar Cabra, Jesús Escudero, Diego Pascual o Eduard Martín-Borregón, entre d’altres, potser no els hagis sentit abans, però després de les #JPD14 els recordaràs sempre.

Són primeres figures del periodisme de dades en l’àmbit nacional i internacional en aquests moments. Amb ells, no només podràs conversar sinó que també aprendràs en els tallers que impartiran el dissabte 26 d’abril.

Pots consultar el programa complet de conferències (dijous i divendres), tallers (no te’ls pots perdre!, per saber com fer anar les eines digitals de periodisme de dades), durant tot el dissabte; el Data Viz Day (diumenge) per treballar en equips multidisciplinaris (programadors, dissenyadors i periodistes).

Diumenge tancarem les #JPD14 després de l’entrega de premis del Data Viz Day.

Continua llegint »